Bienvenido a nuestro blog.
Antes de comenzar a leer, te recomiendo que te pongas cómodo.... los relatos por lo general son largos, así que... prepárate un cafetillo (o cualquier cosa que te apetezca), relájate... y disfruta de la lectura.

Espero que te guste y vuelvas pronto para leer mi próximo viaje..







sábado, 15 de septiembre de 2012

Paseo por la serranía de Cuenca





Esta vez decidimos hacer una ruta por la bella serranía de Cuenca, queremos reunirnos de nuevo con nuestro grupo de amigos y de paso, vamos a realizar una pequeña celebración, así que el punto de encuentro lo establecemos en un pueblecito llamado Cuevas del Hierro.






Y hasta allí comenzamos a llegar poco a poco durante el viernes día 1 de Junio. La tarde comienza muy calurosa, y conforme vamos llegando, como siempre entre abrazos, saludos y risas, muchas risas... como ya vamos teniendo algo de hambre, los que vamos llegando nos sentamos a cenar mientras esperamos al resto de amigos...




pero el frío de la sierra nos obliga a abrigarnos para aguantar hasta recibir a los más rezagados en la noche, y después de una breve tertulia, nos vamos todos a dormir hasta el día siguiente.


Amanece un día precioso, el sol inunda todo a primera hora ya...



El paisaje desde las autos era una maravilla


las vacas casi las podíamos tocar, juassssss


bueno, y algunos juegan como niños ya de buena mañana....


Por la mañana, como estaba previsto, nos reunimos para entrar a la mina de hierro que hay en esta localidad












El guía era un chico muy majo llamado Álvaro que nos explicó con todo lujo de detalles los materiales que teníamos ante nuestros ojos



Entre otras cosas, nos contó para qué utilizaban principalmente el hierro extraído (armas y rejas) y todo lo relacionado con la mina.



Sobre todo una espada muy usual, denominada Falcata, arma mortífera por demás, debido al diseño que tenía, envidiada por otros ejércitos extranjeros.



También nos contó que en un principio los mineros eran esclavos (tengamos en cuenta que comenzó en la época prerromana) y que salían de la mina en contadas ocasiones.



Las mujeres embarazadas, trabajaban hasta el momento de dar a luz, y entonces eran separadas de sus hijos, para ser amamantados por amas de cría fuera de la mina, hasta que cumplían la edad de cuatro años, edad en la que eran devueltos a la mina, pues eran los niños de menor edad los que metían en las galerías más chiquitinas (de hecho eran los principales obreros) para rascar el mineral.


La mina posee un manantial natural, que abastecía no sólo a los mineros, sino a la gente del pueblo que venía a buscar ese agua... la verdad es que se veía cristalina total.




Se nos hizo todo tan ameno que enseguida llegamos a la zona de salida



Desde allí, nos dirigimos hacia el Museo (que está un poco más arriba) para ver las herramientas, restos, curiosidades, y mucha información adicional para entender bien todo el proceso y demás detalles de la mina en esta localidad.












La Falcata, que nos comentó el guía



y para terminar la visita al Museo, un vídeo también muy ilustrativo y al que todos prestamos mucha atención.



Para hacer la paella, salimos con las autocaravanas para llegar hasta un paraje, muy cerquita de donde estamos pero mejor acondicionado...





Contamos con un lugar a cubierto para cocinar, el cocinero y los pinches ya están preparados para pasar a la acción...


Colaboramos todos partiendo los ingredientes...



Y mientras se hace la paella, los demás también empezamos con el aperitivo...



Y después de penar un buen rato



salió una paella impresionante... a la que se le dibujó hasta una autocaravana... este cocinero es un artista, jejeje





Y aunque estábamos ya algo llenos con el aperitivo, enseguida todos nos pusimos a comer



La verdad que salió para chuparse los dedos... vamos, hasta le hicimos la ola al cocinero...










tras la sobremesa, pensamos que era buen momento para sacar todas las tartas y celebrar nuestro aniversario particular



resultó impresionante, había mucha variedad
















estaban todas riquísimas... las probamos todas, brindamos, y con ayuda del champán nos comimos gran parte de ellas... aunque no pudimos con todo y dejamos algo para luego...



Y después el descanso del guerrero...


un ratito para el reláx...


Tras un buen descanso, llegó el momento de las actividades



los juegos que en principio eran para los más jóvenes, pero que al final, participamos todos y lo pasamos de vicio...




y hasta uno para adultos... sólo para jugar cada uno con su pareja (por la dificultad que conlleva, jajaja)
y aquí ya es cuando las costillas nos empezaban a doler... por las risas, claro


Entre medias cayó un leve chaparrón, pero como estábamos a cubierto, mientras terminábamos los juegos se pasó y en cuanto paró salimos todos otra vez hacia el aparcamiento al lado de la mina.



Empezó a oscurecer y preparamos todo para cenar mientras el tiempo lo permitió


dio el tiempo justo de cenar, la tertulia duró poco,  la suspendimos porque cayó una tromba de agua que nos obligó a meternos cada uno en su auto, y aunque dejó de llover después de un rato, decidimos descansar hasta el domingo.



el sol no tardó en aparecer y alegrarnos la mañana...



que no podía comenzar mejor...






huevos fritos, jamón... todo eso ante un paisaje divino



Después del desayuno, salimos ya para Priego (no el de Córdoba, sino el de Cuenca, jeje), la zona de la ruta del mimbre..














me encanta cuando veo tanta autocaravana junta... aprovechamos este lugar, con el castillo al fondo para hacer algunas fotos con las autos en primer plano






y aprovechando que queríamos comprar algo de pan, dimos un paseito por Priego...








Regresamos a las autos para ponernos en marcha de nuevo



El trayecto precioso y muy entretenido



y llegamos a la zona de la piscina natural, el agua la verdad que estaba muy limpia para bañarse





pero creo que la mayoría preferimos bañarnos por dentro.... y rápidamente a tomar algo fresquito


que estábamos ya secos, jejeje...






y para no perder comba, seguimos con la comida



En los postres, rifamos lo que queda del jamón... y como se puede ver, el ganador nos ameniza con un sólo de violín por su suerte...




Y con esto, llegaron las despedidas, por cierto que hemos echado mucho de menos a los que en esta ocasión no han podido acompañarnos.

Cada uno salimos hacia nuestros hogares y esperamos con muchas ganas la siguiente aventura para volvernos a encontrar.



Y no podían faltar los sentimientos encontrados mientras volvemos a casa, qué bien lo hemos pasado, y qué penita regresar tan pronto... pero a la vez, buscando ya nuevas rutas para posibles salidas futuras....

4 comentarios:

  1. Me encanta como vivís la vida.. que solo tenemos una.

    ResponderEliminar
  2. Hacemos lo que podemos Logio... hacemos lo que podemos.
    Saludetes.

    ResponderEliminar
  3. Te iba a comentar que me encanta viajar y que tu blog me parece muy completo y echando un vistazo he visto que estuviste en la serranía de Cuenca y encima... en mi pueblecito!!!! En Priego!!! Me alegra que te gustase la zona.

    Te sigo desde ya :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Charly, me alegro mucho de que te guste el blog y sí que es verdad que tu pueblo es una monada, jeje.. de los que dejan buen sabor de boca para volver.

      Saludetes.

      Eliminar